Vidrieras, el arenado, la serigrafía, los vinilos, son algunos de los procesos y métodos de decoración con los que se trabaja el vidrio.

El fussing, consiste el la fusione de vidrios en un mismo o diferentes planos, obteniendo un producto monolito.

En el curvado, lo obtenemos mediante la aplicación de calor a láminas de vidrio.

El arenado, consiste en el mateado de la parte o totalidad de un vidrio, mediante la aplicación de chorro de arena.

Además, la impresión en butilos, o adherentes permite obtener en un vidrio cualquier decoración que pueda imaginar.